Restauración de un retrato de Santiago Rusiñol

Restauración, consolidación y limpieza del retrato de Santiago Rusiñol que el gran mosaicista Lluís Bru realizó en 1929. El cuadro, realizado en mármol con técnica clásica y fondo de “trencadís“, presentaba una grieta en la esquina superior izquierda. Debido al grosor del soporte, se decide realizar una consolidación utilizando resinas y una lámina sintética que reafirman completamente el mosaico en un bloque compacto. Posteriormente se procedió a la restauración de diversas teselas inexistentes, a la restitución del mortero de los cantos, al pintado de estos y al rejuntado y limpieza del mosaico. Esta restauración fue realizada por encargo del Museo Can Tinturé de Esplugues de Llobregat, en el cual está depositada esta pieza.

TRABAJOS DESTACADOS